Cuatro comunidades autónomas rozando el límite de endeudamiento

Con las uvas echándose encima y el objetivo de déficit pendiendo sobre el ejecutivo, el ministerio de Hacienda está haciendo cuentas. Y no le terminan de salir, al menos en lo que se refiere a cuatro comunidades autónomas. El secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, ha llamado la atención a los gobiernos regionales de Andalucía, Cataluña, Valencia y Murcia por lo que desde Madrid se considera falta de rigor en el cumplimiento de los objetivos autonómicos de endeudamiento para este año.

El rapapolvo quizá está más justificado este año en el que la administración central transigió en la adjudicación de techos de gasto diferenciados para algunas comunidades que veían más difícil contener sus presupuestos. De entre las autonomías que recibieron un objetivo de déficit más asumible, solo Baleares cumplía durante el primer semestre de 2013 con las cifras establecidas.

Las cinco comunidades autónomas que obtuvieron un déficit “a la carta” fueron las que en 2012 sobrepasaron el objetivo previsto. Por ello el ejecutivo central buscó asegurarse esta vez exigiendo a los gobiernos autonómicos que elaborasen y presentasen ante el ministerio de Hacienda unos Planes Económico-Financieros con las medidas que pensaban desarrollar. Del análisis realizado por Hacienda se desprende que Andalucía, Cataluña, la comunidad Valenciana y Murcia no cumplirían lo acordado con el ejecutivo central.

En el caso catalán la desviación se habría producido al sobrevalorar los ingresos que la administración autonómica pensaba obtener de ventas de activos y que no se han materializado en la cuantía esperada. También han detectado que la prórroga de los presupuestos aprobada por el Parlament de Cataluña podría haber afectado en el ritmo de consolidación fiscal.

En lo referente a Andalucía la situación se asemeja a la de la Generalitat catalana. En el plan económico-financiero presentado por el ejecutivo andaluz se preveía que la contención del gasto se abordaría en el último tramo del año. En vista de ello Beteta ha querido recordarle al gobierno de Susana Díaz su compromiso solicitando “que esa voluntad política no cese” en palabras del secretario de Estado de Administraciones Públicas”.

Murcia y la comunidad Valenciana parecen ser casos aparte y son el principal quebradero de cabeza para el ministerio de que dirige Cristóbal Montoro. Murcia no solo habría atajado su programa de recortes sino que incluso estaría llevando a cabo medidas que incrementan el gasto público. Beteta pidió al gobierno murciano que explique los motivos que le han llevado a tomar esta decisión.

Las desviaciones presupuestarias por parte de las comunidades autónomas han sido uno de los elementos más señalados entre los riesgos de incurrir en déficits excesivos tanto por el ejecutivo central como por la Comisión Europea. Con esta llamada de atención, el ministerio de Hacienda busca que los gobiernos autonómicos que en 2012 no alcanzaron los objetivos comprometidos lleguen en este ejercicio a las metas de ahorro establecidas.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*